El nuevo edificio de oficinas para los que la salud de las personas y el planeta son cuestiones que no se negocian.

Slow
building
Barcelona

El Slow BCN es un edificio multifuncional de última generación en los capítulos de eficiencia y salud.

Albergará más de 7.500 m3 de espacio para oficinas, 1.500 destinados a superficie comercial, 1.500 a operaciones semi- industriales y que dispondrá de una capacidad para 200 vehículos en su planta subterránea de 1.625 m2.

Situado a apenas 3 minutos de la estación de tren de FFGG-Vollpalleres, en el municipio de Sant Cugat del Vallés, Barcelona, y escasos segundos de los accesos de la B-30, AP-7 y E9, el Slow BCN está llamado a convertirse en uno de los edificios de referencia de Barcelona y su área metropolitana.

Orientado en sentido norte-sur, con 5 de sus 7 plantas mirando a cuatro vientos, el Slow BCN recoge e incorpora las últimas soluciones y propuestas, tanto arquitectónicas como de ingeniería, en disminuir su demanda energética a mínimos, para hacer de él uno de los primeros edificios NZEB (EECN) (*) del país. Demanda que será abastecida por una solución energética que situará el consumo en niveles un 60% por debajo del de edificios de similar tamaño y orientación.

Para inversores

El Slow Building Barcelona es una ocasión muy interesante para un perfil de inversor inmobiliario que se sienta atraído por inversiones de impacto ambiental, comprometido y alineado con los retos derivados del cambio del cambio climático y con la mejora de la salud de las personas, procurándoles espacios con un confort ambiental incomparable.

Para empresas

Con una ubicación inmejorable, las características del Slow Building Barcelona, señalan a sus futuros ocupantes como entidades sensibilizadas y preocupadas por la salud de las personas, por la sostenibilidad del planeta. Comprometidas con los retos que nos deparará el cambio climático y con la creciente toxicidad ambiental.

Planos

Haga clic en la imagen para ver que plantas están disponibles.

Haga clic en la imagen para ver que plantas están disponibles.
Planta 1Planta 2Planta 3Planta 4Planta 5Planta 6Planta 7Planta 8

Planta 1

Vendido

Planta 2

Vendido

Planta 3

Disponible.

Descargar plano

Planta 4

Disponible.

Descargar plano

Planta 5

Disponible.

Descargar plano

Planta 6

Disponible.

Descargar plano

Planta 7

Disponible.

Descargar plano

Planta 8

Vendido

Salud en el centro de todo

Sostenibilidad y eficiencia energética

Control, gestión,
e-mobility y telecomunicaciones

Impact
investment

Porqué el Slow Building Barcelona
es una inversión de impacto?

Fundamentalmente por dos motivos aunque cada uno de ellos tiene muchas ramificaciones. En resumen se consideran inversiones de impacto aquellas que además de proporcionar una rentabilidad al inversor, no solo no buscan maximizar dicha rentabilidad sino que buscan impactar positivamente sobre algún capitulo trascendente tales como son favorecer, mejorar o posibilitar la educación, la salud, la lucha por frenar el cambio climático o la repercusión en algún aspecto social. En este sentido, los trabajos y esfuerzos llevados a cabo en el diseño y la construcción del Slow apuntan directamente en favorecer y mejorar la salud de los que allí trabajan construyendo y trabajaran, así como en disminuir el impacto negativo que tiene todo proceso constructivo emitiendo CO2, tanto en fase de construcción como luego después en fase de uso.

NZEB
building

Edificio NZEB (*) según los criterios
de la Directiva Europea 2010/31UE

El Slow ha sido diseñado para que una vez terminado y ocupado, a pleno rendimiento el consumo energético sea cercano a 0 kw/h/m2 año. Según los criterios establecidos por la Directiva 2010/ 31 /UE

(*) NZEB Near Zero Energy Building / ECCN Edificio Consumo Casi Nulo

SALUD

¿Sobre qué elementos y aspectos trabajamos la salud?

La salud de las personas en el centro de todo

Si hay un motivo por el cual Marcove Industrial, promotor del Slow Building Barcelona, ha encargado a la gestora de proyectos constructivos H.A.U.S. la dirección del Slow B.BCN es por su conocimiento y experiencia en lograr y posibilitar que los espacios que diseña y construye alcancen niveles de salubridad, bienestar y confort incomparables.

Y ello se logra con una esmerada actuación que trata de priorizar aquellas soluciones, sistemas y materiales que otorgaran al edificio la consideración de espacio saludable.

Conocer y trabajar sobre los usos del edificio, analizar todos los factores que conforman el entorno de proximidad, la movilidad, la identificación de las industrias y de las emisiones de proximidad, la densidad urbanística, la calidad de aire, las características del agua de suministro, el escenario acústico, el análisis del suelo con especial mención a su capacidad conductiva; todo ello para ordenar las actuaciones, para determinar cuales deben ser las soluciones elegidas de las disponibles de un abanico que no deja de crecer en la proporción en la que lo hace el conocimiento del equipo multidisciplinar de H.A.U.S.

Ansiamos el momento en que podamos medir todos los niveles e indicadores registrados para constatar que el trabajo realizado ha logrado los objetivos definidos con creces, y que el Slow BCN, como lo ha sido Espai Natura en el ámbito residencial, se convierte en motivo de satisfacción para todos los que en él han participado y en un proyecto insignia y de referencia no solo para el Área Metropolitana de Barcelona sino para todo el sector inversor y constructor que trabaja y persigue el impacto “zero” CO2 y el máximo nivel de salud y confort del sur de Europa.

La calidad y el confort acústico

Un capítulo que al entender de H.A.U.S., ha sido tratada con poca exigencia o ambición por parte de los distintos reguladores, y que, atendiendo a distintos foros y a la bibliografía médica disponible, el ruido o el disconfort acústico es uno de los factores causante de patologías y enfermedades relacionadas con los aspectos ambientales.

  • El ruido, el exceso de notoriedad acústica, puede provocar psicopatologías, estados de ansiedad o cuadros depresivos. En ocasiones es considerado el agente causante y en otras es uno de los factores que se recomienda eliminar para favorecer la mejora o la reducción del periodo de convalecencia. Integración de medidas para limitar la transmisión de ruido aéreo y mejorar el confort en los espacios interiores.
  • Es por todo ello que hemos llevado a cabo un trabajo notorio en el tratamiento acústico de los distintos espacios, conductos y sistemas que conforman el Slow.
  • Tanto el ruido aéreo como el de impacto han sido objeto de estudio después de hacer un análisis preliminar de entorno y poder así determinar qué era preciso hacer en las paredes que separan el interior del exterior. El resultado ha sido mejorar en un 24% los requerimientos de estanqueidad que marca el código técnico.

El tratamiento de campos y ondas eléctricas y electromagnéticas

Toda actuación en este capítulo se inicia llevando a cabo una actuación concienzuda y esmerada en la ubicación y colocación de la toma de tierra, aspecto crucial para que el exceso de carga generada por la propia actividad del edificio encuentre salida a través dicha toma de tierra que, encontrará conexión en todos los cuerpos y estructuras metálicas del edificio, así como en todos los enchufes.

  • La toma de tierra actúa como un “desagüe de la carga eléctrica no consumida” y es importante que se realice a conciencia, no es un tema banal. En el caso del Slow hemos logrado un valor de 2 ohmios. Imaginamos que a la mayoría este dato no les dice nada, para ponerlo en contexto os diremos que es un valor similar al de una sede central de servidores informáticos de alguna gran corporación.
  • A partir de ahí nos desplazamos a cada planta aplicando criterios de biocompatibilidad (*), dicho criterio nos lleva a tratar aspectos como la distribución de la red atendiendo a la disposición de los lugares de trabajo, la altura a la se encuentran los órganos más sensibles de nuestro organismo a la posible presencia de campos que puedan, según los casos (**) alterar, disturbar, o incluso provocar patologías como la lipoatrofia o episodios de cefalea crónica.
  • Llegamos a cada planta repartiendo la red a través de cuatro cuadros eléctricos, cada uno de ellos duplica el número de fases que exige el reglamento RITE con el propósito de capilarizar la instalación y disminuir así la presencia de campos; con ese mismo propósito hemos encapsulado todos los cables instalados en las zonas de trabajo.
  • Una vez conocidos los usos de algunas de las estancias pondremos a disposición de los usuarios la posibilidad de estudiar la conveniencia de apantallar las habitaciones de servidores o de equipos de alta potencia generadores de campos potencialmente molestos. Nuestra cantina, donde se hay presencia de equipos de cocción, refrigeración y lavado ha sido apantallada con grafito en su pared divisoria a la sala comedor.
  • Tan pronto el Slow este a pleno rendimiento llevaremos a cabo una nueva evaluación y medición de campos y ondas para certificar que los trabajos realizados no presentan fugas o que crean campos no deseados.

Medidas orientadas a mejorar los hábitos nutricionales de la comunidad del Slow

En la web del edificio, se dispone de una biblioteca sobre temas de salud y el bienestar entre los que también destaca un calendario de menús que atiende y da protagonismo a los productos de temporada. Es un sugeridor de platos que atienden a criterios de salud y disponibilidad.

  • El comedor del Slow busca mejorar los hábitos nutricionales ofreciendo alimentos de proximidad y estacionalidad. En todas las plantas se ofrece información diaria sobre el menú del día con indicadores nutricionales y de procedencia.

El Slow y la accesibilidad

En las pautas de diseño y en particular en todo lo referente a movilidad interior y acceso al edificio hemos tenido encuneta aquellos colectivos de usuarios que precisan de un trato diferenciado:

  • • Aquellas personas que tiene alguna discapacidad física que afecta a su movilidad
  • • Las personas mayores que puedan tener alguna dificultad en sus movimientos o que precisen de áreas de descanso.
  • • Mujeres en periodo de embarazo.
  • Con tal propósito hay señalizaciones Braille, señalizaciones de salidas de emergencia con contraste cromático y accesos al exterior de tamaño ampliado, señalizaciones acústicas para mensajes de relevancia y utilización de pictogramas de interpretación universal.
  • Se ha garantizado la movilidad interior en sillas de ruedas.
  • Los accesos son también adaptados.
  • Aseos adaptados.
  • Plazas en parking señalizadas y ubicadas para fácil acceso para coches de usuarios con alguna dificultad de movilidad.

El confort lumínico

Casi el 70% de los 2.300 m2 que conforman las fachadas del edificio son traslucidas a la luz, y cerca de 600 m2, los de fachada sur, lo hacen directamente a los rayos solares.

  • Esta exposición solar, (más adelante veremos el impacto que este hecho tiene sobre el comportamiento térmico de edificio), posibilitará una calidad lumínica excelente en 4.800 m2 de los 7.000 m2 de oficinas, que podremos regular con las celosías dispuestas en las ventanas de la fachada sur.
  • El confort también tiene respuesta en el esmero puesto para que los elementos lumínicos no impacten directamente sobre los ojos en las zonas dedicadas al trabajo. Del mismo modo las pantallas y monitores son de niveles muy bajos de parpadeo, < 2mseg. Y cuentan con Blue Screen Protection
  • Por otro lado, hemos integrado las soluciones lumínicas que incorporan el resultado del trabajo de los doctores Jeffrey C. Hall, Michael Rosbash y Michael W. Young, trabajo distinguido con el Premio Nobel en su edición de 2017,en lo que se conoce como el ciclo circadiano. El resumen de dichos trabajos demuestra como un total de 81 procesos de nuestro organismo se activan y desactivangracias o como consecuencia de la información recibida y contenida en los rayos solares. El espectro de luz, a través de sus distintas longitudes de onda expresadas en sus distintos niveles de temperatura medidos en grados Kelvin, actúa como “mensajero” o “inductor” de ordenes que nuestro organismo lee e interpreta para activar determinados procesos.A esta relación entre luz y organismo se la conoce como ritmo circadiano. Dichoritmo circadiano tiene relación y afectación directa con los cambios físicos, mentales y conductuales que se producen en un ciclo de 24 horas y que obedecen a los distintos niveles de luz percibida y a las longitudes de onda del espectro de luz. Nuestras células disponen de un “reloj” interno que se rige fundamentalmente, no solo, por la luz. Ciclos como el del sueño, la liberación de algunas hormonas, el ciclo menstrual, el comportamiento alimenticio, la temperatura del cuerpo e incluso en la presión sanguínea son algunos ejemplos. La tendencia popular que nos distingue como personas diurnas o nocturnas tiene su origen en la existencia de este reloj interno que no es igual en todos nosotros.
  • El sistema instalado, standard DALI,Digital Addresable Lighting Interface, que entre otras funciones permite el control de las luminarias punto-a-punto, el control de la iluminación en función de la disponibilidad de luz natural y la programación de formatos de luz personalizados, ha sido programado imitando el ciclo solar de Sant Cugat del Vallés, para que los organismos de las personas que habiten el edificio trabajen y actúen como si estuvieran trabajando al aire libre en un día soleado. En cierto modo recuperamos para el organismo la exposición a la luz natural en aquellos parámetros que le son necesarios para la segregación y síntesis de determinadas proteínas y hormonas.
  • La consecuencia directa de la utilización de estos sistemas ayudará a un comportamiento más ordenado, a descansar mejor, a ayudar al organismo a pautar sus rutinas, sus ritmos, sus tempos, en definitiva, a encontrarnos mejor.

Tratamiento del agua como nutriente

El agua recibe atención por partida doble, cuando lo hacemos desde la salud tratamos de garantizar que el agua suministrada pueda convertirse en agua de uso corriente para todos los habitantes del edificio sin necesidad de recurrir a la compra de agua o a la instalación de bidones de agua.

  • Más adelante detallaremos que actuaciones llevamos a cabo cuando tratamos el agua como recurso escaso que debemos preservar y mimar.
  • ¿Qué soluciones hemos incorporado para lograr mejorar el agua que recibimos de suministro?, hemos incorporado un doble filtro para la eliminación de metales pesados, aquellos que son menos solubles, fundamentalmente tiene por misión retener las moléculas de flúor, cloro y trilenometanos, (THT), así como la de micropartículas sintéticas, micro plásticos, mayores de 1 micra.
  • También se ha instalado un ionizador que desestructura molecularmente el agua, ionizándola, de modo que, entre otros efectos, impide la creación de placas de cal, cuestión que repercutirá a largo plazo en los costes de mantenimiento de la red. La ionización también incrementa la alcalinidad de manera que impide la proliferación de comunidades bacterianas. La desestructuración de los nódulos de agua disminuye su O.R.P., que mide su capacidad oxidativa, disminuye también su tensión superficial cuya consecuencia directa es mejorar la capacidad de hidratar, de penetrar.
  • Anualmente se realizan análisis biológico para comprobar la no presencia de Escheria Choli.

Calidad del aire interior

Tratar de limitar la función del aire como vehículo transportador de substancias nocivas o potencialmente nocivas para nuestro organismo, las substancias sobre las que actuamos son: el CO2, el NO2 y NO, el O3, algunos de los COV´s, cuerpos orgánicos volátiles, señalados como cancerígenos como el Formaldehído y el Tolueno, y las micropartículas de entre 2.5 y 10.0 micras, partículas procedentes de elementos objeto de erosión y desgaste.

  • A lo largo del día ingerimos por vía respiratoria unos 8.000 litros de aire, las personas que ocupen el Slow ingerirán aproximadamente una tercera parte de esa cantidad. Que ese aire este limpio, o lo más limpio posible, es parte de nuestro compromiso y de nuestra misión.
  • La pintura utilizada está exenta de presencia de Cov,s además de contener fibras de grafeno, aspecto al que haremos mención en el apartado de medidas para amortiguar el efecto invernadero.
  • Todos los materiales empleados en el recubrimiento interior del edificio, aquellos que van a estar contacto con las personas a través del aire o del tacto han sido seleccionados, entre otros criterios, por el bajo nivel de COV´s potencialmente peligrosos respecto nuestra salud, en especia el formaldehído y el tolueno.
  • Uso de productos que cumplen con la normativa más restrictiva para evitar la emisión de compuestos orgánicos volátiles.
  • Promoción de hábitos saludables para los ocupantes y edificio libre de humo.
  • Buenas prácticas en el proceso de la construcción para mejorar la calidad del aire interior, control del polvo y entrada de contaminantes.
  • Buenas prácticas en el mantenimiento para evitar el uso de pesticidas y otros productos químicos.
  • Minimización de las infiltraciones de aire en la envolvente, por medio de una puesta en marcha controlada por especialistas y test de fugas de la fachada.
  • Un detalle para preservar el edificio de olores y elementos volátiles desagradables ha sido ubicar una zona para fumadores alejada de la entrada del edificio. Un camino señalizado los dirige a un “smoking córner” que obliga a los usuarios a transitar por el camino de mimosas.
  • En dicho córner hay una fuente donde pueden enjuagarse la boca después de fumar.

Fomento del ejercicio físico de los habitantes del Slow

Estas estrategias que os detallamos persiguen tres objetivos:

  • Disminuir el consumo eléctrico por el uso de ascensores a través de la sensibilización y la aportación de datos de consumo de kw y de calorías.
  • Invitar el uso de las escaleras para desplazarse dentro de las distintas plantas del edifico, el objetivo que subir y bajar escaleras sea una práctica y costumbre incorporada en los hábitos de todos los ocupantes. Este plan se lleva a cabo trabajando la señalización, no solo a modo de indicadores de localización de escaleras, sino también empleando frases y datos motivadores y concienciadores. También se organiza lo que hemos bautizado como la Hauscaletting Race, una carrera anual desde la -2 a la 7ª planta, ¡180 escalones!, la carrera acaba con una “barbacue party”entre toda la comunidad del Slow.
  • Fomentar el ámbito relacional entre todas las personas que viven en el Slow.
  • El edifico dispone de una zona de vestuarios con duchas para facilitar la práctica del joggingy un día a la semana se imparte una sesión de yoga para la Slow Community.

Hemos trabajado para que el Slow se convierta en un edifico de referencia de la nueva arquitectura que sitúa la salud y la sostenibilidad en el centro de todo proyecto.

Abordando los capítulos de luz, de confort térmico, de confort acústico, de tratamiento de ondas y campos, de tratamiento de aire y agua como nutrientes, y todo ello en compromiso desligable con los objetivos compromiso inequívoco con los retos planteados del sector de la construcción para alcanzar los objetivos definidos por el IPCC y el objetivo 13 de los ODS de la ONU. El comedor del Slow busca mejorar los hábitos nutricionales ofreciendo alimentos de proximidad y estacionalidad. En todas las plantas se ofrece información diaria sobre el menú del día con indicadores nutricionales y de procedencia.

SOSTENIBILIDAD

Sostenibilidad y eficiencia energética

Son miles las instituciones, gobiernos, empresas y personas que dicen estar comprometidos con la sostenibilidad. Nadie dice no estarlo, nadie dice no serlo. Es una condición a la que toda organización, proyecto o idea quiere ser asociada.
El Slow Barcelona también, dice estar comprometido y a continuación os explicamos donde se concreta ese compromiso:

Dejan nos empezar por compartir qué entendemos por sostenible, sostenible es toda actuación o decisión que nos permite garantizar el bienestar de a los que hoy lo precisamos sin poner en peligro el confort y el bienestar de los que nos han de suceder.

Dicho esto y referido a nuestro edificio, hemos tratado acompañados por el equipo de H.A.U.S. Healthy Buildings y de Bailo Rull centrarnos en tres aspectos:

• Disminuir desde el inicio de la fase de conceptualización del proyecto y su diseño la demanda energética del edificio. ¿Qué es la demanda?, la demanda determina la energía necesaria que el edificio nos pedirá para garantizar el confort en su interior.

En este aspecto y a lo largo de meses hemos trabajado conjuntamente los equipos de arquitectura, BailoRull, con Manuel Bailo y Rosa Rull al frente, los de ingeniería, con Borja Bernal de JSS Associats, y Olga Barrachina, Toni Herena y Alek Ivancic de Aiguasol, para tratar de reducir dicha demanda energética a mínimos, así como su peso, y lograrlo tratando de preservar su conceptualización expresada en el diseño original.

El resultado de este trabajo ha sido llevarnos a los 1.750 kW/hora por m2/año, una cifra sitúa al Slow en un 25% por debajo de la media de edificios de tamaño y de servicios prestacionales similares construidos en los últimos 5 años.

• El segundo punto fue trabajar sobre cómo satisfacer la demanda lograda. ¿Con qué equipos y sistemas? Y una vez determinados dichos equipos y sistemas con qué fuente de energía los alimentamos.

En este aspecto el Slow va equipado con equipos de aerotermia que activan fan coils de cuatro tubos con motores EC y climatizadores de aire primario con caudal variable, cuya regulación se realiza mediante cuatro termostatos por planta y sendos sensores de CO2. Dichos equipos son programables desde el sistema de gestión central del edificio y también en modo local.

Los fans coils contan con la inestimable ayuda de los intercambiadores térmicos de los cuatro equipos de ventilación instalados por planta que, que reducirán el esfuerzo energético necesario para mantener las temperaturas y humedades relativas de confort.

A ello hay que añadir que el impacto directo de la radiación solar se evita gracias a los vidrios de la fachada y al diseño de la estructura de fachada.

En paralelo a la aerotermia hemos instalado placas solares para alimentar la energía necesaria para iluminar las zonas comunes y los ascensores del edificio.

Sistema H.V.A.C.:

Heating , Ventilation & Air Conditioning

El SLOW cuenta con cuatro equipos de clima y ventilación para los cuatro módulos definidos por planta. Cada uno de ellos en control individualizado y/o centralizado. El control de los mismos puede ser manual o automático ligado a los sensores de CO2, de humedad relativa y de temperatura.

  • · El tercer ejercicio es llevar a cabo el análisis de ciclo de vida, ACV, de todos los ingredientes, elementos, sistemas, piezas, equipos del edificio.
  • Este no es un ejercicio menor, por complejidad, por coste y por el compromiso que conlleva su incorporación al proyecto. Por otra parte, este estudio es condición sine qua non para poder obtener la certificación DGNB, uno de los aspectos que distingue esta certificación de otras certificaciones de exigibilidad menor como Leed, Bream o Verde. El ACV básicamente nos mide y define el impacto ambiental referenciado en emisiones de CO2 del proceso extractivo, proceso de transformación, de transporte, incorporación y en las fases de uso y de sus posterior desmantelamiento.
  • En relación a la selección de materiales atendiendo a su impacto medioambiental apuntar las siguientes decisiones que afectan directamente al resultado final convertido en emisiones de CO2:
  • · El 40% del hormigón empleado tiene origen en hormigón recuperado de demoliciones y deconstrucciones.
  • · Un 62% de los materiales incorporados al edificio tienen su origen en un radio de 220 km desde el punto de incorporación a obra.
  • · El 100% de la madera utilizada es de bosques certificados como bosques de explotación sostenible ya sea por parte de la certificadora FSC o PEFC.
  • · El 82% de las marcas de productos incorporados dispones de certificaciones Eco Label o equivalentes.

Otras medidas para amortiguar el efecto invernadero y descarbonizar el edificio.

El Slow dispone de una terraza verde de 350 m2 en la que podremos encontrar especies autóctonas y que además son aquellas que requieren menor demanda hídrica. Por otra parte el riego de esta superficie verde se riega con aguas procedentes de la lluvia que en Sant Cugat ofrece una media de 600 lts. al año por m2.

  • En paralelo y deslocalizado de las medidas que llevamos a cabo en el propio edificio llevamos a cabo, con recursos generados por la explotación del edificio, la gestión forestal de una superficie de 20.000 m2 en colaboración con la empresa Social Forest, que además de llevar a cabo dicha labor, tiene la singularidad de llevarla a cabo con personas en peligro de exclusión social.

El agua como recurso a preservar

Las actuaciones para hacer un uso responsable del agua se centran en los siguiente puntos: Construcción de un doble depósito de aguas pluviales de 4.000 m3 cada uno, calculado para poder aprovechar el entre el 65% y el 80% de las aguas de lluvia. El destino de dichos depósitos será la zona ajardinada y el suministro para funciones de lavado y limpieza.

  • En paralelo hemos diseñado e instalado un sistema de recirculación de aguas grises, procedentes de lavabos y duchas, que una vez filtradas pasan a reutilizarse en los inodoros.
  • Todos los grifos del edificio disponen de difusores con lo que logamos un ahorro del 30%. Los inodoros incluyen sistema de doble caudal de evacuación y las duchas incorporan el sistema de agua de relajación de circuito cerrado. (opc)
  • Todo el sistema de distribución de agua dispone de sensores de detección de fugas así como control telemático de consumos.

Movilidad interna del edificio

La comunicación entre las plantas se realiza mediante cuatro ascensores de gran capacidad, dotados de preselección de destino. Cuatro de ellos operan desde las plantas del parking a las plantas de oficinas y el quinto, exclusivo para las visitas, desde el parking hasta la planta calle.

  • Todos ellos son ascensores certificados Eco-Label de bajo consumo, condición que se ve optimizada con el software de preselección de destino que distribuye en base a consumo y eficacia de distribución los desplazamientos de cada uno de los ascensores.
  • Alternativamente a la instalación de ascensores se han previsto señalizaciones para incentivar y facilitar el uso de las escaleras del Slow. Básicamente informado de las emisiones evitadas en caso de no uso de ascensores, los kW ahorrados así como las calorías quemadas en beneficio de los usuarios que se animen a utilizar las escaleras.

Cuidado por preservar la biodiversidad:

Hay señales e indicadores que muestran como la biodiversidad (*) existente en las faldas del Parc de Colleserola hace 30 años, momento en el que se inicia el crecimiento de doble digito en los municipios del Vallés colindantes con el Parc, se ha empobrecido alarmantemente.

  • Tres de las especies que ocupaban los terrenos ahora urbanizados eran la mariposa Monarch, la apoidea más conocida: la abeja común y uno de los pájaros también más comunes, el gorrión. Estas son las tres especies que trataremos de recuperar otorgándoles un espacio dentro del proyecto Slow. Aprovechando las zonas ajardinadas y las terrazas dispondremos los elementos necesarios para que estas tres especies encuentren y creen su propio microhábitat compatibilizándolo con la presencia de personas y de modernidad en el sentido más invasivo de la palabra.

Control, gestión, e-mobility y telecomunicaciones

Gestion del edificio:

Building Management Systems (BMS)

A través del sistema BMS alimentado por multitud de sensores que informan y nutren al sistema de información para tomar las decisiones oportunas en cada una de los capítulos sobre los que tenemos control:

1. Control de todo el sistema de iluminación del edificio y del alumbrado exterior. Control por sistema DALI.
2. Detectores de presencia.
3. Control de sistema de ventilación, intercambiadores y recuperadores de aire.
4. Monitorización de aire interior y exterior del edificio y monitorización y control de la calidad de aire interior.
5. Visualización de plantas.
6. Control de protecciones eléctricas.
7. Analizadores de carga eléctrica.
8. Analizador de ascensores.
9. Control y testeo del sistema antiincendios.
10. Analizadores de red.
11. Analizador de contadores de agua, fugas y perdidas no previstas.
12. Analizador de la actividad fotovoltaica.

¿Qué propósito tiene el BMS?

Ahorro en el consumo, evitar gastos innecesarios.
Optimizar el rendimiento de todos los sistemas y equipos instalados.
Conocer de manera inmediata posibles fallos del sistema, fugas, perdidas etc.
Monitorizar el gasto para poder gestionarlo mejor con los distintos proveedores de suministros.

Telecomunicaciones

La distribución vertical de las redes de telecomunicaciones se ha previsto a través de un conducto dedicado, separado de otros elementos de distribución.

  • En el plano horizontal se hace llegar a través de suelo técnico ofreciendo puntos de conexión ethernet en un ratio de densidad de 1/10m2.

Facilitar la movilidad eléctrica:

Se han instalado tres sistemas de carga eléctrica en función al tipo de vehículo que utilicen los usuarios del edificio:

  • Una dock station para patinetes ubicada en los bajos del edificio. Sistemas de carga entre 4 y 8 horas para 24 patinetes eléctricos.
  • Una segunda zona de carga para 12 bicicletas eléctricas.
  • Y una red de cargadores eléctricos para 36 plazas de parking ampliable a la totalidad de las plazas disponibles en la medida en que exista la demanda
  • (*) NZEB Near zero energy building
  • (*) ECCN Edificio de consume casi nulo.

Galería, imágenes del proyecto

PREV
NEXT

Contacto

Marcove Properties

Vallespir,19. Planta 1era
08173 Sant Cugat del Vallés

Tel: +34 93 674 05 07

Fax: 93 675 29 21

Email: marcove@marcove.com

CONTACTA CON NOSOTROS

¡Rellene este formulario y nos pondremos en contacto con usted lo antes posible!

Promueve:
Marcove

Arquitectura

Consultoria en salud
y sostenibilidad

Project
management

Ingeniería

Certificado por:
ROA Arquitectura
Eulalia Figuerola

Certificados
obtenidos:

Gold

Otras certificaciones vinculadas al edificio (*)

Certificación energética A

Materiales con certificación Ecolabel

Alienado con 3 de los 17 objetivos de sostenibilidad de las Naciones Unidas.

Certificación de gestión forestal sostenible.

Certificación de gestión forestal sostenible.

Certificación HHB sobre niveles de salubridad obtenidos.

(*) Partes, materiales, elementos o profesionales contratados son o tienen los certificados mencionados.

SUBIR